Pekinés

Pekinés cachorro

Perro Pekinés

Criado en China en los años 100, el perro pequinés siempre ha sido visto como un excelente perro de compañía. Muy apegado a sus padres humanos, suele ser alegre y divertido, pero no tan amistoso con los extraños. Los pequineses alguna vez fueron considerados animales de lujo y, hace algunas décadas, eran bastante populares. Actualmente, sus “primos” (el Lhasa apso y el shih tzu) han ganado más espacio.

La raza de perros Pekingese (Pekinés en español) es famosa por su inusual aspecto y temperamento. Con una larga cabellera suave y sedosa a la que querrás acariciar noche y día, la cual le hace acreedor de numerosos premios en concursos de belleza canina.

También conocido por ser bastante obstinados, queriendo ser el centro de atención en la casa, quizás haciendo alarde del pasado que lleva en las venas: fue parte de la realeza asiática y considerado un animal sagrado.

Acorde a leyendas del continente asiático, el Pekinés nació fruto de una mona y un león, heredando la inteligencia de la madre y nobleza y valor del padre. Motivos suficientes para que las religiones asiáticas lo adoptaran para su adoración, especialmente en la budista. Sus antepasados son los perros lanudos del Tíbet, los cuales aparecen retratados en Corea de hace 4000 años y los más parecidos a los actuales ya eran parte de la dinastía china del emperador Han en el siglo VIII.

No fue hasta el año 1860 que este adorado can llegó a Europa debido a las invasiones francesas y británicas en Asia. Estos últimos le presentaron el Pekinés a la Reina Victoria, conocida por ser una amante de los perros refinados.

Caracteristicas 

Pekinés

Obediencia ⬤⬤⬤⬤⬤

Energía ⬤⬤⬤⬤⬤

Inteligencia ⬤⬤⬤⬤

Territorial ⬤⬤⬤⬤

Apego al dueño ⬤⬤⬤⬤⬤

Tendecia a ladrar ⬤⬤⬤⬤

Amistad con niños ⬤⬤⬤⬤⬤

Amistad con otros animales ⬤⬤⬤⬤

    Tamaño

    La altura varía de
    15 a 23 cm .
    Peso Pekinés

     Peso

    El peso varía de
    3 a 6 Kg.

     

     

    Descargar App Mister Mascotas

     

    Pelo

    El pequinés tiene un pelaje muy denso, compuesto por pelo y subpelo. En su rostro, la forma de su pelaje se asemeja a una melena real que, en algunos casos, oculta sus orejas caídas. Su suave pelaje se extiende por todo el cuerpo y también por la cola. Es común que los pequineses sin afeitar arrastren su hermoso pelaje por el suelo, cubriendo sus cortas patas. Hay colores puros más habituales en los pequineses, el dorado y el gris, pero también se aceptan otras variantes, como los bicolores (blanco y negro, blanco y leonado y negro y gris) y otros también aceptados son: el leonado, el negro y el azul.

    Salud

    El perro pequinés suele gozar de buena salud, pero las hernias discales y la luxación patelar (una especie de “ajuste” incorrecto de la articulación de la rodilla) pueden ser una realidad en algunos perros. Sus ojos saltones llaman la atención en caso de accidentes, ya que se puede producir una ulceración de la córnea e incluso un prolapso del globo ocular (cuando los ojos "se cagan" y necesitan atención médica rápida para revertir esta condición). Las arrugas del pequinés no se deben mojar nunca. La región debe ser inspeccionada diariamente y siempre limpiada con productos específicos para evitar desarrollar problemas con hongos que causan mal olor en la región. Su pelaje debe cepillarse al menos cada dos días, ya que pueden desarrollar nudos con bastante facilidad.

    Temperamento

    Aunque es un perro independiente, el pequinés suele elegir a uno o dos miembros de la familia como sus favoritos. Estas personas serán seguidas por él allá donde vayan y contarán con la compañía de los peludos en todo momento. Quedarse en el sofá, acompañar a su tutor mientras ve la televisión, ¡depende de él! Pero cuando alguien decide involucrarse, eso puede ser un problema: los pequineses son bastante posesivos y protectores. Enseña a tu mascota desde temprana edad que los visitantes y otras personas de la casa (como los niños, por ejemplo) no son una amenaza.

    Inteligencia

    A nivel de inteligencia, el pequinés ocupó el puesto número 73 en la clasificación del profesor Stanley Coren acerca de la inteligencia de los perros. Debido a que suelen ser compañeros, los pequineses a menudo son obedientes a sus padres humanos, pero no reciben muy bien las órdenes de otras personas. No es común ver pequineses entrenados, pero en general, cuando el trabajo se realiza con sus humanos favoritos, suele salir bien.

    Edad Promedio

    La esperanza de vida de un perro pequinés es aproximadamente de 16 años.

    Cuidado

    Como decía antes, hay que tener cuidado con los ojos del pequinés, que son más prominentes y no tienen un hocico largo para alejarlos de objetos punzantes, por ejemplo. Su pelaje necesita ser cepillado con frecuencia para evitar nudos y molestias a la mascota. Sus arrugas deben limpiarse e inspeccionarse todos los días, así como secarse muy bien.

    Si sube de peso por arriba de los 5 kg ya entraría en obesidad por descuido de los dueños porque por su tamaño y actitud sedentaria, no puede ingerir alimentos en grandes cantidades. Loa alimentos deben de ser nutritivos junto a una buena hidratación.

    Su magnífica cabellera merece un cepillado diario con cerdas metálicas para desenredar los nudos y bañarlo con agua tibia (debido a que no soportan mucho el frio) una vez al mes.

    Datos Curiosos

    Lo creas o no los perros pequinés se llevaban comúnmente dentro de los abrigos de sus dueños aristocráticos. ¡En algunas ocasiones, se colocaron en los bolsillos o incluso en la manga! El pequinés está en la genética Lhasa Apso y Shih Tzu.

    Además de ser famoso por su estilismo, un valiente Pekinés junto a otros dos perros pequeños fueron los únicos canes sobrevivientes del hundimiento del Titanic en el año 1912, de los cuales se sabe que iban 12 a bordo. Debido a sus tamaños, podían ser cargados en brazos durante el naufragio.

    Las hembras, al contrario a lo que suele ocurrir, pueden ser algo más grandes y pesadas que los machos.

    La familia imperial de esta raza de perros invocaba leyes especiales en las cuales una falta de protocolo frente a ellos se castigaba por cárcel. El robo, el secuestro o el asesinato de un Pequinés se pagaban directamente con la vida del infractor.

    Recientemente Vistos